Smart Content: un contenido para cada usuario

smart content

La saturación a la que está llegando el marketing de contenidos ha dado paso al Smart Content, el contenido inteligente.

El Smart Content o contenido inteligente, es una de las tendencias más en auge dentro del amplio mundo del marketing.

Blogs, ebooks, vídeos, tutoriales, imágenes, infografías, gifs, etc. En la actualidad encontramos una gran variedad de contenidos disponibles en internet. Los nuevos formatos ocupan la actualidad de los usuarios ofreciéndoles contenidos que, aunque traten de mostrar lo contrario, en realidad no les proporcionan valor.

El Smart Content combina lo mejor del marketing de búsqueda, la inteligencia artificial y el marketing de contenidos para impulsar el desarrollo, la activación y la optimización de contenido de alto rendimiento. Esta variable del marketing nace para personalizar la experiencia de cada usuario buscando mejorar el engagement, la conversión y la fidelización. El contenido personalizado supone dejar a un lado los soportes de publicidad convencionales para pasar a los dinámicos en los que el contenido cambia en función de las personas.

El secreto de este contenido de alto rendimiento es que es capaz de descubrir las necesidades de los consumidores, a través de las búsquedas orgánicas, y las satisface con un contenido específico dirigido a la demanda del mercado y los clientes.

El Smart Content es un proceso centrado en crear contenido para el cliente.

Hay tres factores clave que entran en juego en el Smart Content:

  • Información sobre los usuarios
  • Contenido modular
  • Gestión de contenidos dinámicos

Para crear Smart Content es necesario conocer el máximo de información sobre las personas que visitan un sitio, acuden a un lugar o disfrutan de una experiencia. A nivel web, las cookies y las estadísticas ofrecen esta información sobre el usuario: ubicación, dispositivo con el que se conecta, páginas vistas, búsquedas realizadas, etc. Los sistemas CRM permiten personalizar más la experiencia de los usuarios.

Hay que tener en cuenta el país, el tipo de dispositivo, las fuentes de referencia y el idioma de los clientes y visitantes a la hora de generar el contenido.

La creación de contenido modular ayudará a la segmentación del público y la utilización de mensajes fáciles que se puedan adaptar a diferentes suscriptores aumentará la efectividad de la campaña. Este contenido se ha utilizado tradicionalmente para las campañas de email marketing. Para el Smart Content lo ideal es adaptarlo a todo tipo de textos: vídeos, blogs, ebooks…

El contenido modular permite crear CTA y formularios inteligentes utilizando textos enriquecidos y módulos codificados para agregar contenido inteligente a sitios web, páginas de destino y correos electrónicos.

No es necesario crear contenido de infinitas variedades, basta con crear contenidos modulares con bloques intercambiables.

La gestión de contenidos dinámicos permitirá mostrar información personalizada al usuario. Los sistemas de optimización del contenido permiten crear sitios web optimizados para cada dispositivo y personalizados para cada usuario gracias a la integración con otras herramientas de marketing.

Las marcas buscan los contenidos inteligentes. Plataformas como HubSpot ya permiten la introducción de Smart Content en alguno de sus formatos.

El Smart Content es la tendencia perfecta para las estrategias de marketing y comunicación. Siempre y cuando no tengan problemas en complicarse la vida creando contenidos. Crear contenido modular, que genere variantes personalizadas para diferentes perfiles de usuarios, es más complicado que generar un solo contenido pero es una técnica capaz de satisfacer a un mayor número de público.

Por el momento la creación de contenido a medida es una práctica inasumible para muchas agencias y marcas.

Sin embargo, teniendo en cuenta la evolución de los contenidos y los cambios de hábitos y gustos de los consumidores. El contenido inteligente es el contenido del futuro. Aporta ventajas a las marcas, multiplicando las posibilidades de llegar a su público objetivo y concentrar los recursos en grupos de usuarios potenciales para atraerlos y convertir hacia sus objetivos.

Para los usuarios, el Smart Content, ofrece la posibilidad de destacar entre el amplio volumen de contenidos no relevantes y mejorar de una forma relevante la experiencia de las personas con las marcas, sobretodo en el mundo online. Gracias al contenido personalizado, las personas podrán encontrar lo que buscan de una forma más sencilla y concreta evitando tener que perder el tiempo con información que no es de interés o utilidad.

Smart Content

Las claves del Smart Content

El contenido y el contenido personalizado son el motor de las técnicas de marketing existentes.

En resumen, esta nueva tendencia de marketing es una pieza clave dentro de la evolución del marketing de contenidos. Quiere dejar atrás la creación de contenido único e indiferente para todos apostando por el contenido inteligente que se adapte y dirija a los gustos y necesidades de cada usuario.

About Alba Rodríguez

Leave a Reply